Empleo

¿Merece la pena trabajar en Glovo?

Glovo es una empresa española de reparto a domicilio fundada en Barcelona en 2015.

La empresa se ha expandido rápidamente en Europa y América Latina, y actualmente opera en más de 20 países. Glovo trabaja con una flota de repartidores autónomos, conocidos como «glovers», que entregan pedidos a clientes utilizando bicicletas, motos o coches.

Si estás considerando trabajar como glover, es posible que te preguntes si merece la pena. A continuación, examinaremos los pros y los contras de trabajar en Glovo.

Ventajas de trabajar en Glovo

  • Flexibilidad: Como autónomo, tienes un alto grado de flexibilidad en cuanto a cuándo y dónde trabajas. Puedes elegir tus propios horarios y decidir si quieres trabajar a tiempo completo, a tiempo parcial o únicamente durante eventos especiales.
  • Diversidad de tareas: Los glovers no solo entregan comida; también reparten otros productos, como paquetes, regalos, o incluso medicamentos. Esto puede ser atractivo para los trabajadores que quieren una variedad de tareas.
  • Sin jefe: Como autónomo, no tendrás un jefe al que rendir cuentas. Esto puede ser una ventaja para aquellos que prefieren trabajar de forma independiente o que tienen experiencia en industrias donde el trabajo autónomo es la norma.
  • Ingresos potencialmente altos: Algunos glovers informan de ingresos altos, especialmente aquellos que trabajan en ciudades con mucha demanda. Además, la estructura de pago de Glovo, que incluye tarifas por kilómetro recorrido, puede resultar atractiva para quienes tienen un método eficiente de transporte propio.

Desventajas de trabajar en Glovo

  • Inestabilidad laboral: Al ser un trabajo autónomo, no se te garantizan horas de trabajo o ingresos regulares. Además, el mercado de reparto a domicilio podría verse afectado por factores externos, como los cambios en las regulaciones gubernamentales o la competencia con nuevas startups.
  • Aislamiento: Trabajar como glover puede ser aislante, ya que pasas gran parte del tiempo solo en la carretera o en entregas. Esto podría no ser adecuado para todos, especialmente para aquellos que prefieren un entorno de trabajo más social.
  • Costos asociados: Al trabajar como autónomo, tendrás que asumir tus propios costes, como la cuota de autónomos, los costes de transporte y el equipo necesario para realizar las entregas. Además, como la empresa no te proporciona un contrato laboral formal, no tendrás acceso a los mismos beneficios y protecciones que tendrías como empleado.
  • Desafíos de seguridad: Los trabajadores de entrega corren el riesgo de sufrir accidentes o lesiones relacionadas con el trabajo. Si bien Glovo ofrece un seguro de responsabilidad civil para sus glovers, los trabajadores siguen asumiendo un riesgo inherente al realizar entregas.

Conclusion que sacamos…

Trabajar en Glovo puede ser una opción atractiva para aquellos que buscan flexibilidad, diversidad de tareas y un alto grado de independencia.

Sin embargo, también conlleva riesgos relacionados con la inestabilidad laboral, los costos asociados y la seguridad.

Si estás considerando trabajar como glover, asegúrate de analizar cuidadosamente los pros y los contras y de considerar opciones laborales adicionales para diversificar tus ingresos.

Botón volver arriba